De Snorkel, Tortugas y Tiburones

Publicado en: Islas Perhentian, Malasia | 6

Comenzaba nuestro quinto día en las islas y lo que más nos apetecía hacer en el día de hoy y viendo que el final de nuestros días en Perehntian Besar se terminaban, era ver tiburones y tortugas. La experiencia de llegar hasta el sitio para ver tiburones, a más de 400 metros de la costa, partiendo de la playa del Flora Bay yo no la quería volver a repetir y Rubén estaba empeñado en volver. Así que como también queríamos ver las tortugas y nos queríamos asegurar el verlas decidimos contratar ese mismo día a un barquero que nos llevase a ambos puntos, además, dentro de la excursión que nos propuso nos llevaría también al jardín de coral y terminaríamos la mañana en la playa Turtle Beach (aunque esto fue solo una verdad a medias).

tortugas y tiburones perhentian besar

Estaba claro, tendríamos en una sola mañana todo lo que queríamos ver: tortugas, tiburones y la playa Turtle Beach de la que tanto habíamos oído hablar y a la que todavía no habíamos tenido la oportunidad de ir, ya que queríamos dejar el plato fuerte de la visita a Perhentian Besar para el último día.

De Snorkel, tortugas y tiburones.

A las 10 de la mañana habíamos quedado con nuestro guía-barquero que nos llevaría por varios puntos de la isla en busca de tortugas y tiburones. A nosotros se unieron dos italianos que llevaban ya unos meses recorriendo el sudeste asiático, vacaciones éstas que hacían todos los años (4 meses de viaje). Nosotros 4 y nuestro guía, partimos en dirección al primer punto de snorkel de la mañana: El jardín de coral.

Aunque nosotros ya lo teníamos muy visto, habíamos pasado por este punto todos los días de nuestra visita a las islas, no dejó de sorprendernos en ningún momento. Ahora, desde la barca, y afrontando el recorrido desde el interior la vista se hizo mucho mejor. Empezar desde la playa supone pasar por sitios donde el coral está muy roto y eso, al final, desluce un poco.

Tras la más de media hora que estuvimos aquí continuamos hasta uno de los puntos fuertes y más esperado, sobre todo para Rubén, del día: la vista a la zona del tiburón.

Allí estuvimos, mucho tiempo, esperando a que apareciesen, Y no es que tengan que aparecer en sí, sino que ellos están siempre por esa zona y solo tienes que nadar y esperar a encontrarte con uno. Has de estar muy atento porque en cuanto el tiburón percibe tu presencia, gira y se va en dirección contraria.

El primer encuentro del día con un tiburón volvió a ser muy emocionante, el corazón parece que se para, se te corta la respiración, y yo, que llevaba máscara no dejaba de hablar contándole a Rubén lo que estábamos viendo (como si él me pudiese oír).

Es una pena que en las imágenes de la go-pro no se lleguen a apreciar en ningún momento los tiburones, porque como decía son bastante escurridizos y cuesta mucho enfocarles.

Después de un largo rato nadando, en busca del tiburón, y ver vimos un montón, llegó el momento de partir hacia la zona más al norte de la isla, hacia la playa del Perhentian Island Resort, donde encontramos las tortugas. Hay que decir que nuestro guía fue de los mejorcitos, ya que cuando llegamos varias barcas se agolpaban alrededor de la isla buscando las tortugas. Nuestro guía fue el último en llegar y el primero en encontrarlas lo que nos dio un rato, antes de que el resto de las barcas detectasen que nosotros habíamos encontrado una tortuga, para estar a solas con ella.

Como fotografías no hay muchas os dejo un vídeo de nuestro día de hoy, en el que en 3 minutos he intentado resumir lo que fueron las casi 4 horas que estuvimos en el agua.

Turtle Beach (la pequeña)

Cuando ya había tanta gente que era impracticable estar allí, salimos del agua y nos dirigimos a nuestro siguiente punto del día, donde remataríamos la perfecta mañana que habíamos tenido: a Turtle Beach, o al menos eso era lo que te ofrecían. Realmente al llegar nos dimos cuenta que donde habíamos desembarcado no era Turtle Beach si no una pequeña playa, que compartía agua y arena, justo al lado de la otra. Esta, realmente, era la conocida como Little Turtle Beach (la pequeña). No no nos importó mucho, ya que vimos en esto una forma de preservar la tranquilidad de la gente que pasa el día en la Turtle Beach (la grande), ya que así, la gente que desembarca en estas playas, de las excursiones de snorkel por la isla, no se junta con la gente que decide pasar el día en la playa. Eso lo viviríamos al día siguiente y agradecimos que las excursiones se hagan así. También es una forma de vender dos excursiones, ésta y la que te lleva hasta Turtle Beach, o más bien en venderte el taxi de ida y vuelta, ya que realmente no hay una excursión en si. Es una forma para ellos de venderte dos cosas.

little turtle beach perhentian besar malasia (2)

little turtle beach perhentian besar malasia

panoramica turtle beach pequeña

El sitio nos pareció maravilloso. Esa arena tan blanca, pero sobre todo ese color de agua tan azul, tan vivo y con tanta extensión de mar igual nos pareció una maravilla. Así que en ese momento decidimos que seguiríamos con nuestro plan original y al día siguiente pasaríamos la mañana en la, ahora sí, conocida e impresionante Turtle Beach.

Regresamos al hotel y pasamos la tarde en la playa del hotel, ya que teníamos que trabajar, hacer unas cosas que teníamos pendientes y la conexión a internet era malísima, tanto la del móvil como la del hotel, así que nos teníamos que armar de paciencia para que las páginas cargasen. Claro, que todo esto en este sitio se lleva muchísimo mejor y mientras esperas a que cargue una página, te das un baño, vuelves y ahí está, la página en su sitio. Así, con estas vistas se trabaja mucho mejor.

atardecer perhentian besar

atardecer perhentian besar (2)

atardecer perhentian besar (3)

Dábamos por terminado nuestro día con la magnifica puesta de sol que un día más nos regaló esta isla y con una cena en el Cocohut Chalet con nuestros compañeros de snorkel italianos del día de hoy, con los que compartimos conversaciones viajaras hasta bien entrada la noche. La cena fue a base de pescados frescos y por fin, una buena cerveza.

Gastos del día:

  • Excursión de un día por Perhentian Besar: 30 RM (6.68 euros)
  • Comida en el Abdul Chalet: 15 RM (3.34 euros)
  • Cena en el Cocohut: 42RM (9.36 euros)

Gastos totales por persona: 19.38 euros

Si queréis leer el diario completo de viaje: 6 días en Perhentian Besar.

viaje a uganda callejeando por el mundo iati seguros callejeando por el mundo

6 Comentarios

  1. somos2dviaje
    | Responder

    ¡Ay por favor! ¡Qué bonitas las tortugas! ¡Me encantan! Ojalá y pronto podamos vivir una experiencia similar. 😉
    ¡Besitos!

    • Maria Garcia
      | Responder

      Siiiii, son muy cuquis! Ya veréis como vosotros también podéis disfrutar de ellas antes o después 😉

  2. carlos
    | Responder

    el buceo es maravilloso te da una sensacion de libertad plena

    • Maria Garcia
      | Responder

      Cierto. Yo buceaba, pero ahora no puedo, tengo que conformarme con el snorkel. quizá algún día pueda volver a bucear. Muchas gracias por el comentario.

      Un saludo.

  3. Por cierto, la excursión esta, ¿dónde la contratasteis? ¿En el hotel? O es un barquero que encontrásteis?

    • Maria Garcia
      | Responder

      Hay barqueros justo delante del hotel y con ellos lo negociamos todo. Están ahí para eso, y a lo largo de la playa les verás con sus carteles y sus excursiones.
      Buen viaje!

Dejar un comentario