El Gran Buda de Lantau, y más. Hong Kong

Publicado en: Asia, Hong Kong | 2

 

Lunes, 23 de Marzo de 2015

 

funicular nong ping lantau hong kong

 

Porqué Hong Kong es mucho más que la Isla de Hong Kong, hoy nos proponíamos visitar alguna de sus grandes maravillas: el Gran Buda de Lantau, los 10000 Budas de Sha Ting, el coqueto Nan Lian Garden y acabar el día paseando por Kowloon.

 

Nos levantamos a las 7 de la mañana. A las 8 habíamos quedado con el departamento de Marketing del hotel que se querían disculpar por el error en la reserva, así que, como queríamos salir temprano, y aprovechar para desayunar antes de la visita, nos levantamos, nos duchamos y salimos a desayunar en un Sturbacks cercano. Un muffin, un croasant y dos cafés con leche fueron nuestro desayuno (106 HKD, unos 12 euros),

desayuno hong kong starbucks

 

Puntualmente,  a las 8 de la mañana, llegaron los chicos de marketing, que nos querían invitar a desayunar, pero como ya lo habíamos hecho y como insistían en invitarnos a otro café no pudimos más que aceptar la invitación y regresamos al mismo Sturbacks.

 

A las 8:30 nos despedimos de Cynthia y salimos corriendo hacia el metro. Nos quedaba un largo trayecto que recorrer antes de llegar al Gran Buda de Lantau.

 

edificios causeway bay hong kong

 

 

Como su nombre indica, el Gran Buda de Lantau, se encuentra situado en Lantau, una isla a las afueras de Hong Kong pero que pertenece a la misma ciudad. Es de los llamados Nuevos Territorios y es donde actualmente se encuentra el aeropuerto internacional.

 

Como llegar hasta Nong Ping.

 

Desde Causeway Bay, llegar hasta el Gran Buda, suponía coger el metro y bajarse en la estación Tung Chung, después de 45 minutos de viaje y un trasbordo desde la estación Central hasta la estación Hong Kong. PAra el día de hoy aprovechamos que nuestros traslados en metro iban a ser muchos (lo calculamos antes de salir) y nos compramos una tarjeta turística para un día. Su precio de 55 HKD (unos 6.3 euros) te permite hacer todos los trayectos que quieras durante 24 horas.

 

causeway bay calle hong kong

 

Desde Tung Chung hasta el Gran Buda tenemos que coger un funicular y encontrarlo es lo más fácil del mundo, más que nada porque al bajarte del metro la mayoría de la gente se dirige a ese punto.

 

Eran ya las 11:15 de la mañana cuando compramos el billete. Y es que aunque era temprano las colas ya empezaban a ser importantes.

 

edificios de Tung Chung Hong Kong

 

El Gran Buda de Lantau.

 

El Gran Buda de Lantau, se encuentra en el Monasterio Po Lin. Se trata de una estatua de bronce de 34 metros de altura, y tras su construcción en 1993, se convirtió en el buda sentado más grande del mundo.

 

Subir en una cabina estándar en el teleférico Ngong Ping 360 cuesta 165 HKD (unos 19 euros, ida y vuelta).

 

Llegar al Gran Buda no es barato precisamente, aunque se puede abaratar subiendo en autobús, sin embargo creemos que el trayecto en el teleférico merece la pena lo que cuesta. Las vistas son espectaculares y el gran contraste entre la naturaleza pura y las construcciones tanto de edificios como del propio teleférico no dejará indiferente a nadie.

 

el gran buda de lantau desde el funicular

 

Cuando te acercas al Gran Buda este también te deja impresionado. Ya en la lejanía, su imponente mole, se hace notar. Resaltando por encima de cualquier otra construcción, el Gran Buda permanece impasible, sentado sobre su flor de Loto en lo alto de una montaña. Con su mirada fija en el horizonte, mientras “sus mujeres” le colman de regalos y ofrendas.

 

Acceder a sus pies te cuesta la friolera de 268 peldaños, porque lo que es económicamente, no cuesta nada (a no ser que quieras entrar en sus entrañas, que entonces el precio será de 30 HKD).

 

El teleférico de Ngong Ping llega al final de trayecto. En sus últimos minutos vemos a lo lejos como el Gran Buda se levanta en el medio de la nada, en el medio del verde de la selva de Lantau. Nos bajamos de la cabina y empezamos a caminar por el medio del Ngong Ping Village, un lugar de lo más turístico y enfocado a gastar. Lleno de tiendas y restaurantes por donde es inevitable pasar. Al final llegamos a las escaleras. Unas escaleras compuestas por 268 peldaños que son necesarios subir para llegar a los pies del Gran Buda.
 >
el gran buda de lantau desde Ngong Ping Village

 

Pero se llevan bien, mirando siempre al frente, impresionados por el tamaño del Buda.

 

Una vez arriba, solo nos queda admirar la inmensidad del Gran Buda y las vistas de los alrededores.
escaleras de acceso al Gran Buda de Lantau

 

gran buda de lantau

el gran buda de lantau y su entorno

 

Decidimos no entrar dentro, y no por los 30 HKD, sino porque nadie lo recomienda y  porque creíamos que lo mejor estaba fuera.

 

Un rato después emprendemos el descenso. Aún nos quedaban muchas cosas por ver y hacer en el entorno de Monasterio de Po Lin.

 

Wisdom Path

 

Nada más bajar vemos una señal al Wisdom Path o sendero de la sabiduría y no lo dudamos ni un instante. Unos 15 minutos después y tras recorrer un sendero totalmente llano, llegamos a este tributo a una de las oraciones más famosas del mundo y venerada tanto por confucianos como por budistas y taoistas. Se trata de los versos de milenario Sutra del Corazón, escritas en letras chinas sobre unos troncos de madera de color blanquecino.

 

 

Monasterio de Po Lin

 

Regresamos hasta el Monasterio. Aún nos quedaba su visita. Se trata del monasterio budista más importante de Hong Kong, El monasterio está formado por un templo, la casa de los monjes, un restaurante, tiendas de incienso…

 

El gran buda de lantau hong kong

 

Dentro del monasterio, un gran olor a incienso llena todos los rincones. Incienso que se puede comprar y encender y así colaborar a que el olor permanezca. El olor inunda, no solo todo el interior del recinto, si no que además llega al exterior, y según te acercas lo vas percibiendo.

 

En el interior del templo, además del incienso, encontramos tres budas que representan el pasado, el presente y el futuro.

monasterio Po Lin Hong Kong Lantau

 

Una vez terminado el paseo por el interior del monasterio, compramos una botella de agua en un Seven Eleven de Ngong Ping Village y bajamos en el teleférico. Aun nos quedaba un buen trayecto hasta nuestra siguiente visita: Los 10.000 budas de Sha Ting.

 

Nos llevó unos 50 minutos llegar desde la parada de metro de Tung Chung hasta la parada Sha Ting. Una vez en superficie llegar la los 10.000 budas fue muy fácil, ya que aunque no está indicado, solo tuvimos que dirigirnos hacia la salida B y una vez fuera, hay un centro comercial enfrente. Justo por detrás está la entrada hacia el Monasterio.

 

Monasterio de los 10.000 budas de Sha Ting.

 

El monasterio de los 10.000 budas de Sha Ting se situa en lo alto de una colina llamada Po Fook. Para subir hasta allí tenemos que sufrir los 400 escalones que separan la entrada del monasterio propiamente dicho. La subida no se hace dura, ya que además la haces vigilado por una sucesión de estatuas de Buda de color dorado, cada uno distinto al anterior. Si no hay 10.000 budas podemos asegurar que el número debe de acercarse bastante.
entrada a los 10000 budas de Sha Ting

El lugar llama muchísimo la atención y es, a mi parecer, un lugar distinto y único que no debes perderte en tu visita a Hong Kong. En la cima, más y más budas distintos por todas partes, y dentro de uno de los recintos, cientos de budas pequeñitos decoran las paredes. Un lugar de lo más interesante.

 

Se construyó en el año 1950 y tardaron 8 años en terminarlo, cosa que no es de extrañar si tuvieron que diseñar los miles de budas que hay en su interior.

 

Otra cosa a destacar son las vistas que tenemos desde la colina. El contraste entre los cientos de budas, el color verde que los rodea y los edificios de Hong Kong al fondo. Si algo llama mucho la atención de esta ciudad son precisamente, los contrastes.

 

 

Nuestra siguiente parada era algo que no me quería perder de Hong Kong: El Nam Lian Garden, del que había visto única y exclusivamente una foto y ya me había maravillado.

Antes de meternos de nuevo al metro compramos algo para no tener que parar a comer, ya que eso nos iba a quitar tiempo y precisamente, tiempo, no teníamos. Entramos en un Seven Eleven y nos aprovisionamos, sin saber, que en el Nam Lian Garden no se puede comer.

Actualizacion: 28/08/2017

Uno de nuestros lectores nos envia un comentario sobre esta vista y nosotros queremos compartirla con todo aquel que llegue a aqui para que lo tenga en cuenta:

Eduardo Zurita nos dice: “en aras de enriquecer el contenido y hacer una advertencia les comento que fuimos al monasterio de los míl budas y estaba cerrado (cierran a las cinco pm y llegamos cinco y diez) aún así subimos la escalinata y valió la pena; sin embargo al bajar casi nos muerde una serpiente que topamos, fue una desagradable experiencia y al advertir a una pareja que estaba un poco abajo nos dijeron que hay serpientes en ese lugar y que son muy venenosas. Era una serpiente como de un metro color verde.”

Muchisimas gracias Eduardo.

supermercado hong kong

Tardamos 20 minutos y un trasbordo en llegar a Diamon Hill, la parada de metro más cercana al parque.

 

Nam Lian Garden

 

Entrar en estos jardines fue como acceder a un oasis de paz y tranquilidad dentro de Hong Kong. Estos jardines, diseñados para seguir un trayecto circular sin que nada se te pase por alto, son perfectos para desconectar del mundo exterior. Un sin fin de árboles, plantas, jardines, rocas… dispuestas perfectamente siguiendo las reglas del feng shui, donde nada parece fuera de lugar y donde llegas a encontrarte en sintonía con el entorno.
Nam Liam Garden Hong Kong

 

El estanque, los peces de colores, los pabellones, el puente rojo… todo parece encajar.

 

Nam Lian Garden Hong Kong 2

 

Nam Lian Garden hong kong vista general

 

 

A la salida del parque se encuentra Chi Lin Nunnery, un complejo con un estanque de loto, jardines y una estructura de madera donde no se ha utilizado ni un solo clavo para su construcción.
Tras esta visita volvimos a coger el metro, parándonos un rato en las escaleras de un centro comercial, a comer lo que llevábamos en el bolso y que no habíamos podido hacer dentro del parque. Estuvimos un rato allí sentados viendo como actúan y se comportan los chicos en Hong Kong, nada nuevo y destacable, pegados al móvil y sin dirigirse prácticamente la palabra.
Nos impresionó también observar lo mismo en el metro:
personas en el metro de hong kong

En nuestro regreso a la zona de Kowloon, nos bajamos en la parada Jordan, con intención de ir caminando por Nathan Road hasta la Avenida de las Estrellas. Hoy creo que nos equivocamos y que nos teníamos que haber bajado dos paradas antes, en Mong Kok, ya que esa zona me gustó mucho más que la que nos toco ver hasta llegar a Tsim Sha Tsui.

 

Natham Road Hong Kong

 

Paseando por Nathan Road Hong Kong

 

Tiendas en Nathan Road Hong Kong

 

El paseo por Nathan Road no nos llamó especialmente la atención. Sí que vimos las típicas luces de neón en chino, pero nada comparable a lo que vimos en nuestro último día en Hong Kong, en la zona de Mong Kok.

 

La Avenida de las Estrellas.

 

Llegamos a la Avenida de las Estrellas, un lugar decorado al más puro estilo Hollywood donde no solo te encuentras con las huellas y estrellas de artistas chinos de renombre, si no que algunos de ellos también los puedes ver en forma de estatua, como el caso del más fotografiado y conocido Bruce Lee o la estrella de  Jackie Chan.

 

Paseo de las estrellas Hong Kong 2

 

Paseo de las estrellas Hong Kong

Tras este paseo nos sentamos en un banco de la avenida donde además encontramos una wifi abierta. Habíamos quedado en cenar esta noche con Fanny, una amiga virtual de Rubén, que hoy conseguirían, después de muchos años manteniendo contacto por internet, verse las caras.

En un principio quería que cenásemos la noche anterior con ella y unos amigos en un local típico hongkonés, pero preferimos no hacerlo por dos razones. Acabábamos de aterrizar en Hong Kong y no creímos oportuno dedicar la misma noche a salir por la ciudad, ya que supusimos que acabaríamos el día muertos, así que preferimos esperar al día siguiente. Por otro lado probar comida típica de Hong Kong el primer día y además en un sitio local tampoco nos pareció lo más oportuno, así que preferimos quedar en el día de hoy.
Bruce Lee Paseo de las estrellas Hong Kong

velero en Hong Kong

Conseguimos conexión y le enviamos nuestra ubicación, así que no había pérdida. Debíamos esperar en ese mismo punto, así que allí permanecimos durante un largo rato. Sentados en aquel banco, con el sky line de Hong Kong como telón de fondo, con una brisa cortante que casi nos deja tiesos de frío y con el ir y venir de la gente, fueron pasando los minutos. Al fin, Fanny llegó con su hijo. Tras los primeros besos y grandes abrazos, por fin nos comunica que cenaremos en un local muy cercano, donde además podemos ver el festival de luces que todos los días, a las 8 de la noche, se proyecta en los edificios de Hong Kong. A nosotros esto no nos llamaba nada la atención, por eso le habíamos dicho que no nos importaba perderlo. Aún así, ella insistió en llevarnos al Spasso. El Spasso es un local italiano. Actualmente lo dirige, como no, un italiano con mucho mundo. Italiano de nacimiento, ha pasado largos años en Argentina, después en Barcelona y actualmente dirige este local en Hong Kong.
He de decir, que aunque nos trajo la carta, preferimos que nos aconsejase y sorprendiese y así, cenamos, con buen vino, como debe ser.

cena hong kong spasso plato principalcena hong kong spasso

Cenamos mucho y bien, y el precio no lo sabemos, pero sabemos que fue caro, carillo, pero lo pagó todo Fanny, a la que le tenemos que agradecer semejante manjar. El restaurante lo recomendamos totalmente, aunque ya digo que económico no es.

Tras agradecerle, y casi enfadarnos con ella, por no dejarnos pagar, seguimos nuestra ruta del día de hoy. Terminaríamos nuestra visita en el Mercado del Temple. Nos despedimos del hijo de Fanny, al que vino a recoger su Babysitter, y nos fuimos directos al metro.

 

El mercado nocturno del Temple.

 

El mercado del Temple se encuentra situado en la calle del mismo nombre. Aunque empieza a estar abierto desde las 4 de la tarde, es durante la noche, cuando tiene más auge. Es un sitio totalmente recomendable para ir a pasar las últimas horas del día comprando, no solo en el mercado, si no también en las tiendas adyacentes, que permanecen abiertas mientras lo esté el mercado.

mercado del temple hong kong

 

mercado nocturno del temple hong kong

Allí encontrareis ropa, souvenirs, maletas, bolsas… en fin, un poco de todo. Lo que notamos fue que no son tan dados al regateo y que los precios, para el turista, no son precisamente económicos, así que salimos del mercado sin comprar nada.

Eran ya más de las doce de la noche así que nos despedimos de Fanny con un “hasta pronto” ya que la volveríamos a ver en nuestro último día en la ciudad y nos fuimos rápidamente al metro, ya que al día siguiente tocaba madrugar y tocaba un día de traslados hasta nuestro destino final, el paraiso en Filipinas.

 

Gastos del día:

 

Desayuno: 6 euros
1 day tourist pass: 55 HKD (6.32 euros)
Nong Ping 360: 165 HKD (19 euros)
Otros (agua, snacks…): 3 euros

 

Total gastos día por persona: 34.32 euros

 

 Si queréis leer el diario completo del viaje: Hong Kong y Filipinas en 23 días.

 

mopane game safaris oferta de viaje gratis delta del okavang iati seguros callejeando por el mundo

2 Comentarios

  1. Eduardo Zurita
    | Responder

    Hola! Gracias por sus recomendaciones y comentarios ; en aras de enriquecer el contenido y hacer una advertencia les comento que fuimos al monasterio de los míl budas y estaba cerrado (cierran a las cinco pm y llegamos cinco y diez) aún así subimos la escalinata y valió la pena; sin embargo al bajar casi nos muerde una serpiente que topamos, fue una desagradable experiencia y al advertir a una pareja que estaba un poco abajo nos dijeron que hay serpientes en ese lugar y que son muy venenosas. Era una serpiente como de un metro color verde.
    Al revisar otros blogs vimos también foto y vídeo de que han avistado macacos o simios también en la escalinata al templo.
    Compartimos esto con el propósito de que quien lo visite tenga cuidado en su recorrido. Saludos!

    • Maria Garcia
      | Responder

      Muchisimas gracias por tu aportacion, Eduardo, si no te importa lo incluire dentro del post para que el resto de los lectores puedan tener en cuenta tu recomendacion. Esta es la mejor forma de enriquecer la informacion de los blogs. Muchisimas gracias.

Dejar un comentario