Menu
El pasado sábado aprovechando un paréntesis que nos ha dejado el tiempo, nos dirigimos hacia el pueblo de Vega de Sariego con intención de hacer una de las múltiples rutas que existen en la Comarca de la Sidra.
«Cercanías del cielo»: un nombre más que llamativo para una ruta, ¿no? pues creo que por eso mismo, por su nombre, nos decantamos por ella.
Vega de Sariego, como su nombre indica, se encuentra situada en el término municipal de Sariego, en el centro de Asturias y a unos 22 km de Oviedo. Desde el parque de este pueblo ya se puede adivinar lo que nos esperaba, ya que nos encontramos rodeados de montañas, picos y riscos. Estamos en el Valle de Sariego y desde aquí podemos divisar las sierras del Sueve y Peñamayor.
No os perdáis los múltiples paneles informativos que narran sobre todo las toponimias de los pueblos. Cuentan cosas muy interesantes, como la que cuenta que el nombre de «Sariego» proviene de una fuente de agua salada, de la que sale un arroyo: «Sal riego», aunque la etimología aclara que debe de venir de SAR y AECUS, con el significado de «lugar donde abundan las aguas». Sea de una forma o de otra, lo cierto es que  esa fuente existe, y los análisis del agua demuestran una composición similar al agua del mar.
El inicio del camino discurre entre pueblos: Salimos de Vega de Sariego y al rato nos encontramos con el barrio de Canal y de aquí nos vamos hacia Villar, punto en el que dejamos los pueblos para coger un camino  de ascensión.
Punto de partida: Vega de Sariego.
Canal
Canal
En este momento empezamos a darnos cuenta de que realmente estamos ascendiendo hacia las «cercanías del cielo». Empezamos a notar los efectos de un otoño incipiente, con las castañas por el suelo, las moras madurando (me puse «morada» como se suele decir), y los colores cobrizos que va, poco a poco, adquiriendo el paisaje.
Ascendemos lentamente, pero de forma constante. La ruta en sí es fácil, nada tortuosa y la elevación no es lo suficientemente costosa como para que no se puede hacer con facilidad.
Villar
Villar
Villar
Llegamos por fin, al alto de La Fayuca, que siendo uno de los puntos más altos que se alcanzan, desde luego no tiene las mejores vistas.
Atravesamos praderías y llegamos a un espeso pinar que vamos dejando a nuestra izquierda, en lo que se conoce como Pozu de los Llobos, La Biseca, Reonda, El campu, Les Cruces.., hasta llegar a una desviación hacia el Área Recreativa de Perriellos.
Aquí fue donde la liamos, porque dejamos de ver señalización (íbamos siguiendo las señales blancas y amarillas) pero en algún punto dejaron de existir y llegamos a un pueblo. Allí preguntamos. Y varías veces. Porque unos nos mandaban por un lado, otros por otros, y al final hicimos un montón de kilómetros a lo tonto. Kilómetros de subida y de bajada. Para que os hagáis una idea estuvimos dos horas dando vueltas. Al final decidimos hacerle caso a un último señor, pero la ruta que nos sugirió no era la correcta. Aún así llegamos al mismo sitio, al punto final de ruta que era «El alto La Campa» y finalmente a La Campa. Solo que por no haber seguido el camino de ruta, sino uno aparentemente paralelo no llegamos al área recreativa para comer y por lo tanto tuvimos que hacerlo, como reyes, sentados en un banco bajo un manzano.
A todo esto, y pese a habernos perdido las vistas que nos dejó la bajada fueron las mejores de toda la ruta. Se podía ver el Monasterio de Santa María de Valdedios, la ria de Villaviciosa y hasta los picos de Europa tímidamente asomando entre las nubes y la niebla.
Pinchar para ampliar.
Pinchar para ampliar.
Decidimos hacer la ruta de vuelta hacia Vega de Sariego por la carretera general, no dejándonos de sorprender con cosas que nos fuimos encontrando por el camino, eso si, la carretera no tiene arcén así que hay que ir con mucho cuidado.

Aprovechamos para visitar el Monasterio de Santa María de Valdedios y la iglesia pre-románica de San Salvador:

No se si realmente ayer llegamos a las Cercanías del Cielo, al menos en la ruta, lo que si puedo decir es que creo que hoy si que lo estoy, porque con tanta subida y bajada estoy… «muerta».
descuento seguros iati descuento Mopane Game Safaris

Viaja con nosotros

Si quieres que te ayudemos a organizar un viaje igual a este o parecido, por libre o con agencia receptiva, o que simplemente te coticemos los hoteles que hayas elegido, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, haremos de tu sueño una realidad.

Callejeando por el Mundo es un blog de viajes propiedad de Viajes Callejeando por el Mundo, agencia con licencia AV-240-AS.

5 Comentarios

  1. Con razón decías que estabas agotada. Esa zona es preciosa,pero a veces,para ir a la Campa nos podemos liar. De todos modos,meree la pena,¿a qué si? Me gusta mucho como lo cuentas. Un besito.

    • Pues si, merecer mereció la pena. Me ha gustado mucho pero si que la liamos si, y una vez abajo y visto a donde debíamos llegar parecía mucho más fácil.

      Un beso y gracias por leerme.

  2. El día era buenísimo para caminar.. pensábamos que estaría malo para salir a caminar pero la climatología asturiana es lo que tiene, te sorprende para bien o para mal..jejeje..

    Es una ruta bonita que se puede hacer en unas 4-5 horas. Pudimos ver a lo lejos las estribaciones de los picos de europa..llenos de bruma… también el mar con la ria al fondo..
    muchas cosas para ver recorriendo poquito!y yo con la suerte de hacerlo en la mejor compañia! muacs

Escribe un comentario