Volando a Hong Kong con Aeroflot.

Publicado en: Asia, Filipinas, Hong Kong | 10

 

Sábado, 21 de Marzo de 2015

 

Aeroflot LogoHoy probaríamos por primera vez  Aeroflot, una compañía aérea a la que le llueven las críticas y que siempre fue puesta como una de las peores aerolíneas. Aún así, hoy en día ya no aparece en ese listado y es que una campaña para mejorar su imagen y una remodelación de su flota de aviones ha hecho que su calidad vaya en aumento. Había llegado el día de comprobar cuan de cierto hay en ello.

 

Encontramos el vuelo a través de liligo.es  y es que pagamos por un vuelo con escala de una hora y cuarto en Moscú, y destino Hong Kong, la cantidad de 428 euros. Un chollo.

 

Nos esperaban, por tanto, dos vuelos: Uno de 5 horas  entre Madrid y Moscú, y un vuelo de 9 horas y 40 minutos entre Moscú y Hong Kong.

 

Nos levantamos a las 7 de la mañana y tras una ducha y recolocar todo el equipaje, nos fuimos al aeropuerto. Desde donde estábamos en Torrejón fue relativamente fácil llegar y no nos llevó más de 20 minutos.

 

Antes de salir nos pusimos en contacto con la compañía parking10, con la que habíamos reservado  el parking en el aeropuerto durante los 23 días que íbamos a estar fuera. Otra experiencia nueva ya que nunca habíamos dejado el coche aquí. Nos informaron de que nos esperarían en la terminal 1, desde donde salía nuestro vuelo a Moscú. Y efectivamente allí estaba. Un chico con peto de color azul, y una P10 en el pecho, esperaba entre las puertas 200 y 300. Dejar el coche fue muy rápido, ya que solo nos pidió unos datos, revisó las condiciones en las que recogía el coche, nos preguntó si dejábamos algo dentro (los abrigos básicamente) y fin del encuentro. Más rápido imposible.

 

Lo que también fue rápido fue la facturación de las mochilas y pasar los controles de seguridad, ya que en menos de una hora, estábamos sentados desayunando cómodamente.

 

De forma puntual nuestro primer vuelo Aeroflot sale de la terminal T1 de Barajas y tardamos más en acceder a pista que en todos los trámites previos al vuelo. Nuestra primera impresión sobre la compañía fue buena. Es cierto que el viaje se hace aburrido, sin pantallas de televisión, sin entretenimiento a bordo, pero a cambio, un avión pequeño como era el caso, con tanto espacio para las piernas fue todo un lujo.

 

Nada más sentarme me quedé dormida, lo cual es muy habitual en mí y me desperté cuando me avisaron de que iban a darnos de comer. La comida que escogí fue carne, que para variar es algo que no suelo comer, pero me olió tan bien al pasar, que no lo pude evitar. Y estaba rica, la verdad es que creo que es la primera vez que en un vuelo me tomo todo el primer plato. Eso sí, las dos hojas de lechuga, las dos rodajas de tomate y la loncha de jamón de pavo (con muy poco glamour puesta en el cuenco) se quedó donde estaba.

comida aeroflot 1

 

Así, como el que no quiere la cosa ya habían pasado las dos primeras horas de vuelo y solo quedaba esperar a dormirme de nuevo y que las horas se hiciesen cortas.

 

Conversamos con una armenia que llevábamos al lado, sobre las maravillas de su país y sobre el motivo que le llevaba a regresar a él, su madre había fallecido. Así pasamos un rato más y las horas se iban consumiendo.

 

Si dejamos Madrid con lluvia y frío, Moscú no nos recibió mejor. Encontramos un panorama totalmente desolador. Por la ventanilla del avión veíamos lagos y ríos totalmente congelados. La temperatura exterior no invitaba a salir de ambiente caldeado que llevábamos dentro del avión. Nuestra compañera de viaje,  la armenia, nos informaba de que íbamos muy justos con la conexión. Por un lado, en Barajas nos habían dicho que para el cambio de terminal (de la D a la F) necesitábamos medía hora. Teníamos una hora y cuarto pero el embarque comenzaba media hora después de aterrizar. Así que nada más bajarnos del avión fuimos todo los rápido que nuestros entumecidos cuerpos nos permitían. Nunca habíamos hecho una escala en
un país que no fuese EEUU así que nos encontramos con la sorpresa de tener que pasar un nuevo control de pasaportes y un nuevo control de equipaje de mano.

 

Ahí pensamos que nos íbamos a retrasar mucho, pero tan rápido lo hicimos todo, que llegamos a la puerta de embarque 46 de la terminal F en menos de 15 minutos.

aeropuerto moscu

 

Un rato después comienza en embarque. Nos situamos en nuestros asientos. A nuestro lado se sienta un chico chino, muy bien vestido.
Me llama notablemente la atención que para hacer un vuelo de tantas horas venga con pantalones de pinza, camisa y jersey finos y zapatitos. La dignidad la perdería conforme pasaban las horas.

 

Para ser un viaje en clase turista nos dan unas zapatillas y un antifaz para poder dormir, así como unas pegatinas que debes poner en el respaldo del asiento si estando durmiendo quieres que te despierten para las comidas o prefieres que no te molesten. También nos dejan el menú para que así no tengamos problemas al entender a las azafatas, sabemos ya de mano lo que nos van a dar de comer durante todo el trayecto.
aeroflot detalles de vuelo

 

Después de una comida a base de pollo con noodels, ensalada de patata, verduras y mayonesa, un pastel de chocolate y pan con mantequilla, nos dispusimos a dormir. Entre pitos y flautas habían pasado ya 3 horas. Estaba deseando que terminasen de recoger. Necesitaba dormir, pero me quedé dormida antes de que recogieran mi bandeja.

 

4 horas después me despierto. Estaba amaneciendo. Empezaban los desayunos. Mi compañero de asiento ya no era el mismo. Como cambia la gente con 7 horas de vuelo en el cuerpo. Supongo que él estaría pensando lo mismo de mi aspecto, con el pelo todo revuelto y mi cara de haber dormido más bien poco, esta vez.

cena aeroflot

 

Rubén había tomado una pastilla para dormir. Llevaba unos días descansando mal y poco y le dolía la cabeza. Necesitaba dormir. Así que a estas alturas del viaje, no había ya con quien hablar. Eso sí, le debía estar costando coger el sueño profundo porque no era capaz de mantener la cabeza en su sitio, hasta que conseguí que se apoyase contra la ventanilla y entonces su sueño empezó a ser de lo más profundo.  A falta de 2 horas y media para llegar a Hong Kong, ya hemos entrado en territorio chino y ha amanecido completamente. Las piernas y la espalda me duelen a rabiar, así que estoy deseando llegar a Hong Kong y poder estirar las piernas.

 

Lo que notamos con el boing 777 en el que íbamos es que, a pesar de tener pantalla para entretenerte durante el viaje, el espacio es mucho menos que el que teníamos en el vuelo de Madrid a Moscú. Qué cosas hay que ver. Así que, como los asientos además eran más estrechos íbamos más incómodos. Si hay otra pega que creo que debemos poner a la compañía es que a nuestro entender tenían poca tripulación, porque desde que comenzaban a dar la cena o desayunos, y llegaban a nosotros había pasado casi una hora, con lo cual, las horas de sueño se reducían.

 

Llegamos a Hong Kong a las 10 de la mañana del Domingo día 22 de Marzo. Comenzaba, ahora sí, nuestro viaje de 23 días por Hong Kong y Filipinas.

 

Consejo; Si tenéis que hacer un viaje similar, no os sentéis en las filas del medio  (es decir, en las filas en torno a los 30, porque dormiréis poco).

 

Gastos del día por persona:

Desayuno en Barajas: 4,90€

 

Si queréis leer el resto del diario de viaje: Hong Kong y Filipinas en 23 días.

 

viaje a uganda callejeando por el mundo iati seguros callejeando por el mundo

10 Comentarios

  1. Alberto
    | Responder

    Hola María:
    Cómo es habitual en ti, un diario muy ameno y didáctico.
    Creo que falta incluir en el detalle de gastos día/persona el coste de aparcamiento con la empresa Parkin10, a menos que se abonara a la vuelta del viaje (¿?).
    Un saludo.

    • Maria Garcia
      | Responder

      Así me gusta, Alberto, atento a todos los detalles. Efectivamente no está contemplado porque fue abonado el último día, al recoger el coche. En ese momento contemplaremos el gasto.

      Muchas gracias por tu comentario.

  2. Ameseros Viajeros
    | Responder

    Me encantan los datos que ofreces, ya me muero de ganas por ver qué tal en Filipinas! Deseando que publiques el próximo post!

    • Maria Garcia
      | Responder

      Jeje, vamos poco a poco, que esto lleva mucho tiempo pero ya estamos cada vez más cerca 😉

  3. DinkyViajeros
    | Responder

    Se agradece una reseña sobre esta compañía. Nosotros encontramos un precio similar para Japón pero cuando fuimos a comprar, el chollo "había volado", así que finalmente fuimos con Air France y KLM para la vuelta.
    Me ha sorprendido una cosa: ¿viajáis con mochila?

    Saludossss 🙂

    • Maria Garcia
      | Responder

      Pues la verdad es que quedamos muy contentos y sobre todo por el ahorro que nos supuso el vuelo. En un principio estábamos barajando para llegar a Filipinas entra 700-800 euros así que no nos podemos quejar.

  4. Nati
    | Responder

    Hola estoy por. Comprar un vuelo de esta compañía con escala en Moscú, sabes si necesito visado para esta escala? Gracias

    • Maria Garcia
      | Responder

      Hola Nati, para la escala, sin salir del aeropuerto no necesitas ningún tipo de visado ni de nada, solo embarcar y disfrutar del viaje. Un saludo.

  5. Hola!!! Que viaje más interesante!! La verdad es que me encanta leer reseñas de vuelso ya que así sabes “por donde van los tiros”. Reconozco que por ese precio es un chollazo volar hasta Hong Kong. Gracias a tí me voy a pensar el ir al sudeste asiático 😀 ¿Necesitas algún tipo de vacunas? Saludos!!

    • Maria Garcia
      | Responder

      Hola Lucia. Nosotros empezamos a hacerlo porque mucha gente preguntaba por como era le experiencia con esta o con la otra compañía, así que ahora publicamos con pelos y señales como nos va en cada vuelo.
      En cuanto a las vacunas: depende del pais al que viajes y dentro de cada pais de las zonas a las que vayas a viajar. Por regla general tendrás que tener puestas las de la Hepatitis, pero lo demás, pues dependerá.

      Muchas gracias por tu comentario.

Dejar un comentario