Arequipa, La ciudad Blanca

Publicado en: Perú | 12

 

La Ciudad Blanca, denominada así por el Sillar, 
la roca con la que está construida la mayoría de los edificios de la zona centro.
 

 

     Domingo, 5 de Mayo de 2013

 

Llegamos a la estación de autobuses de Arequipa a las 7:30 de la mañana después de una noche en la que dormí casi todo el tiempo, y como para no con el cansancio que llevaba, menos en determinados momentos en los que la conducción agresiva del chófer, unido al mal estado de la carretera, más la cantidad de curvas hicieron que el cóctel no fuera bueno y la sensación era la de ir a estrellarte en cualquier momento. Menos mal que soy de fácil dormir y en cuento me relajé un poco y las curvas fueron a menos me volví a dormir.

 

Me desperté a la hora del desayuno, sobre las 6 de la mañana. Nos dieron un sandwich de mermelada y mantequilla, unas galletas y un zumo.

 

Al llegar a Arequipa no estábamos mucho para negociaciones y por 8 s/. accedimos a ir en taxi hasta el hotel. El hotel escogido en este caso fue la Posada del Parque o Park Hostel o Pirwa Park Arequipa o vete tu a saber cual es el nombre.

 

Durante el trayecto hasta el hotel el taxista no paraba de decirnos que la zona no era aconsejable, que no estábamos bien ubicados, que por menos dinero el nos llevaba a otro,… y yo ni caso, porque había leído que lo suelen hacen mucho en Arequipa y que es mejor que te mantengas en tus trece, como así hice.

 

Cuando llegamos al hotel me quedé de una piedra porque nos dicen que no hay ninguna reserva hecha a mi nombre. Vamos que aquí ya empiezo a sulfurarme un poco porque además agradables tampoco es que fueran, porque lo más normal sería que te dijeran que no hay reserva a tu nombre pero que no importa y todo esto con mucha amabilidad, pero no un simple “Pues no hay ninguna reserva con ese nombre” y quedarse como una estatua mirándote. Todo esto para nada porque al final tenían habitaciones de sobra con lo que no entiendo esta actitud de dejadez. Esto no dejaría ser más que una anécdota que puede que incluso no contaría con tantas palabras si no fuera por lo que pasó a la hora de hacer el check out. Pero esto lo contaré en una reseña a parte sobre el hotel porque creo que sino ensuciaría mucho esta entrada y no merece la pena dedicarle más palabras aquí a este tema.

 

Vamos a lo que vamos, a nuestro día en Arequipa, que nos quedaban muchas horas por delante pero mucho para ver.

 

Dejamos las maletas en la habitación, una habitación básica pero limpia. Nos duchamos y aquí empieza mi primer problema estomacal. Empiezo a encontrarme regular. Tengo el estómago revuelto y  me duele mucho la barriga. Empiezo con diarrea pero por suerte no me impide salir a descubrir la ciudad.

 

Muy cerca del hotel teníamos la Iglesia de Santo Domingo que forma parte del centro histórico de Arequipa. Su construcción inicial duró 50 años pero quedó totalmente destruida durante un terremoto en el año 1678 y tuvo que ser de nuevo reconstruida.

 

torre de la iglesia de santo domingo arequipa

interior de la iglesia de santo domingo arequipa

Dimos un paseo por los Claustros que más que nada es una sucesión de tiendas y bares que con la hora temprana que era estaban todos cerrados.

detalle del claustro de la iglesia de santo domingo arequipa

exterior iglesia de santo domingo arequipa

 

De aquí nos vamos a la Plaza de Armas con la Catedral al fondo. Es Domingo en Arequipa y hay un desfile con música. Van desfilando todos los oficios, desde los Químicos y Farmacéuticos hasta los militares. La verdad es que es vistoso.

 

plaza de armas de arequipa peru

desfile plaza de armas arequipa peru

 

Alrededor de la plaza de Armas podemos observar la arquitectura Sillar tan característica de Arequipa.

Nos acercamos hasta la oficina de información turística para recoger un plano e informarnos, porque ya nos dio la impresión de que podía haber cosas cerradas. Como así fue. Nos informaron de los horarios de apertura de aquello que podíamos visitar y aunque en un principio la Catedral estaba entre las visitas que podríamos hacer no llegamos a verla abierta (y eso que pasamos multitud de veces por delante de ella).

soportales plaza de armas arequipa

catedral de arequipa Peru

 

Tal y como ya habíamos hecho en Lima decidimos lo primero de todo visitar lo más característico y esencial:  Primero nos dirigimos hacia el Santuary, el museo de la Universidad Católica de Santa María de Arequipa, exactamente al museo Santuarios Andinos lugar donde se encuentra la momia “Juanita” o la “Dama del Ampato”, una momia de  una niña Inca de unos 12-14 años encontrada en la cima del Volcán Ampato en el año 95 como consecuencia de un deshielo  parcial ocurrido al ponerse en erupción el volcán de al lado (creo recordar que el Sabancaya).
Santuari Iglesia de Santa María de Arequipa

La visita (20 s/. por persona) es guiada y merece mucho la pena porque te cuentan entre otras cosas toda la  historia de la niña Juanita y como fue usada como ofrenda al Apu Ampato hace más de 500 años. Actualmente Juanita se encuentra en una urna congelada y al verla ahí, con su piel, con su carne… escuchando toda la inquietante historia y pensando que triste era su historia cuando después de haber pasado todo lo que esta niña pasó, haciendo el camino desde Cuzco hasta aquí, con sus sandalias tan finas, con sus ropas tan elaboradas, pasando todo el malestar para llegar, para que te ofrezcan a un Dios como ofrenda, matándote de un golpe en la cabeza y  que ahora estés ahí, expuesta en un museo. La verdad es que salí de ahí con una enorme sensación de tristeza.

 

En el mismo museo se encuentran otras momias de niñas encontradas en la zona, como Palomita, o Sarita, lo que viene a demostrar la gran  cantidad de ofrendas y sacrificios humanos que realizaban los Incas. Todas estas momias no se pueden ver y solo se exhibe Sarita cuando sustituye a Juanita en los periodos utilizados para la conservación y mantenimiento de su cuerpo.

 

De aquí nos vamos al siguiente punto, El Monasterio de Santa Catalina o la Ciudad dentro del Ciudad. El monasterio ocupa una manzana entera a la que se accede por la parte izquierda de la Catedral. El precio de la entrada no es barato, son 35 s/. por persona (admiten Visa). Lo mejor para visitarlo es perderte por las coloridas calles, rojas, azules; con nombres tan españoles como Sevilla, Córdoba… Pasear por aquí es como trasladarte a Andalucía.

Si quieres hacer la visita guiada por el monsaterio, te dejamos un enlace a un tour muy completo: https://goo.gl/GmUQ87

monasterio de santa catalina arequipa 3

detalles del monasterio de santa catalina arequipa

detalles del monasterio de santa catalina arequipa 2

 

Yo me encontraba bastante mal, no sabía si era por el mal de altura (aunque mal íbamos si ya lo empezábamos a sentir ya que solo estábamos a 2350m) o porque algo me había sentado mal, pero estaba muy cansada, medio mareada y con el estómago revuelto. Me costó mucho mantener los ojos abierto, me molestaba muchísimo el sol y además… me había dejado olvidadas las gafas graduadas en el hotel de Paracas.

monasterio de santa catalina arequipa 2

monasterio de santa catalina arequipa 5

monasterio de santa catalina arequipa

Paseamos bastante por el monasterio, un autentico filón para los fotógrafos y decidimos concluir la visita cuando debíamos llevar más de dos horas.

 

soportales monasterio de santa catalina arequipa

monasterio de santa catalina arequipa 8

monasterio de santa catalina arequipa 7

monasterio de santa catalina arequipa 6

monasterio de santa catalina arequipa 4

 

De aquí nos dirigimos al Mirador de Yanahuara del que, sinceramente, esperaba mucho más. Pero desde allí se divisa gran parte de Arequipa así como el Misti, volcán que ya le ha dado un montón de disgustos a la ciudad.

Mirador de Yanahuara arequipa 2

Mirador de Yanahuara arequipa

Mirador de Yanahuara arequipa 3

 

Era la hora de comer y muy cerca de aquí estaba el restaurante “La Nueva Palomino”, que nos habían recomendado y que desde luego sigo con la recomendación. Recordad que yo me encontraba mal del estómago pero no se porqué en cuanto me senté en el restaurante se me apeteció todo. Cominos un rocoto relleno, que es un pimiento superpicante relleno de carne (sabía a como se prepara el higado con cebolla pero por más que preguntamos nos dijeron que era carne de Res, pues será verdad).

comida en nueva palomino arequipa

 

El segundo plato fue a base de Ocopa arequipeña y una jarra de zumo de papaya.

Cuando llegó el momento de tomar el café vimos en la carta el Mate de Coca y recordamos que debíamos empezar a tomarlo y que además era posible que me mejorara el estómago, así que lo probamos por primera vez. Y para lo poco que me gustan las infusiones ésta no estaba del todo mal. Precio: 62 s/.

Continuamos el paseo y nos dirigimos hasta la Iglesia de la Merced que estaba cerrada, a la iglesia de la Compañía que estaba abierta. Y con esto llegó el anochecer.
torreon catedral de arequipa

 

Nos dio pena que mi estomago seguía mal porque vimos un montón de pastelerías con unos pasteles que tenían una pinta estupenda, pero preferí dejarlo y no forzar la situación.

Dimos una última vuelta por la plaza de Armas, hicimos algunas compras y decidimos volver al hotel a dejar las cosas y descansar un rato, pero con lo mal que me encontraba y la diarrea que seguía ahí me tuve que meter en la cama y dar por concluido el día en Arequipa.


(Las fotos están sacadas sin trípode, que no se para que me lo llevé a Perú porque no lo llegué a usar)

 

catedral de arequipa nocturna peru exterior iglesia de santo domingo arequipa

La sensación que nos dejó Arequipa fue buena, pese a que me esperaba una ciudad mucho más ordenada y mucho más bonita en general, porque lo que tiene Arequipa son puntos de la ciudad bonitos pero no le he visto una belleza en su conjunto.

¿Quieres hacerlo más fácil?

Si eres de los que te gusta que te hagan visitas panorámicas por la ciudad, de los que te gusta que te expliquen lo que ves, de los que no te gusta coger trasporte público y prefieres que te lleven, aquí te mostramos un par de excursiones y vistas que seguro que te son de mucho interés.

Arequipa I, de Cruzar la puerta.
Santa Catalina, de Cruzar la Puerta.

 

Si queréis que os ayudemos a planificar un viaje por libre a Perú, no dudéis en poneros en contacto con nosotros, estaremos encantados de hacer que vuestro sueño se haga realidad.

contacto: info@viajescallejeandoporelmundo.com

 

Diario completo de viaje: Perú en 18 días

viaje a uganda callejeando por el mundo iati seguros callejeando por el mundo

12 Comentarios

  1. Unos lugares muy bonitos!!! parece un sitio precioso la verdad.

    Jo estabáis de pega con lagente eh!! a ver como acaba lo del hotel

    • Maria Garcia
      | Responder

      Pues si, Verónica, tuvimos nuestros más y nuestros menos con la gente pero bueno, son casa que pasan y que no depende del pais en el que estés, porque la gente de Perú en general es encantadora, pero tuvimos la mala suerte de tropezarnos con gente desagradable (o más bien poco agradable).

      Un besito.

  2. En Viaje
    | Responder

    Una belleza el destino y todas las imagenes que publicaste en esta entrada
    Saludos

    • Maria Garcia
      | Responder

      Muchas gracias, En Viaje, me alegra que te gusten mis fotos.

      Un saludo.

  3. Marigem saldelapuro
    | Responder

    Que bonito, aunque la historia de la niña Juanita me da cosa, pobrecita, congelada y tan vulnerable. Precioso viaje, vaya suerte. Un besito y ya nos contarás que ocurrió realmente en el hotal.

    • Maria Garcia
      | Responder

      Si, lo de la niña Juanita a mi me impresionó, una historia muy triste (aunque dicen que para ella no lo fue pues estaban encantados y era un honor, morir por su pueblo).

      Un beso.

  4. Qué lugar más bonito, una pena la mala experiencia del hotel y el dolor de estómago. Me recuerdas bastante a mi que siempre ando mala de la barriga y en los viajes lo paso fatal con el tema de la comida.

    • Maria Garcia
      | Responder

      La verdad, Verónica, que últimamente mi intestino me está jugando malas pasadas en los viajes, pero siempre y cuando no me paralicen todo va bien. En Praga fue peor que me tuve que quedar un día en la cama, aquí, al menos, lo llevé mucho mejor.

      un saludo.

  5. M.C.
    | Responder

    Vaya lata ponerse mal del estómago en pleno viaje!! Espero que solo fuera ese día y que no fuera a más!!
    Saludos

    • Maria Garcia
      | Responder

      Una semana, M.C., pero muy bien llevada hasta el día antes de ir a Machu Pichhu que ya me tomé una pastilla para cortarlo. 🙂

  6. Victor del Pozo
    | Responder

    La misma conclusión me llevé de la ciudad. En conjunto nada del otro mundo, pero tiene lugares muy bonitos. Aunque no entraras a la catedral, tampoco es que te perdieras gran cosa…

    • Maria Garcia
      | Responder

      Si, tiene puntos muy bonitos pero quizá sea que me lo imaginaba de otra manera, todo más igual, más colonial en general, pero tiene sitios muy decadentes también… En cuanto a lo de la catedral pues tampoco me dio más, es verdad que solemos entrar en muchas pero mira, en Cuzco tampoco entramos, pero allí por otro motivo.
      Un saludo.

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.